Translate

miércoles, 2 de octubre de 2013

Teresa de Lisieux: “Vengo nuevamente a compartir el camino de la Infancia”.







Teresa de Lisieux. 
“Vengo nuevamente a compartir 
el camino de la Infancia”. 
Por Aire, del Colectivo de los Niños 
de la Ley del Uno. 
1 de octubre de 2013
 

Traducción: H. N.

Audio


Soy Teresa, podría decir que soy Teresita.

Vengo a verlos hoy, este día en particular, este día de mi cumpleaños, pero también el día en que se abre el mes de octubre. Uriel ya ha llegado para comulgar con ustedes y dejarles un mensaje.

En cuanto a mí, vengo nuevamente a compartir el camino de la Infancia, que será su salvo-conducto para llegar a la Eternidad.

Nosotros les dijimos que irían donde los llevara su elección. Esta elección, por supuesto, no es de la personalidad: es la elección del alma para alcanzar la Unidad.

Mi mensaje de esta noche está dirigido particularmente a todos los hermanos y hermanas que todavía no se han unido al Absoluto, o alcanzado la Morada de Paz Suprema, porque si ustedes han vivido uno u otro, hubieran obviamente, alcanzado su Eternidad porque eso, ya está hecho.

Antes de empezar a desarrollar más sobre el camino de la Infancia, les propongo una primera comunión entre ustedes y yo, entre todos ustedes, entre ustedes y el Uno...

[Comunión]

Por lo tanto, queridos hermanos y hermanas, ¿qué es este camino de la Infancia, tan simple que resulta arduo? En primer lugar, es la capacidad de recibir todo lo que sucede con ojos de asombro, espontáneo, ligero, que no trata de evaluar, ni juzgar lo que está pasando, que simplemente observa para ver al mundo moverse. Lo que tienen que ver ahora es la Gracia en Acción. Ninguna otra cosa puede pasar, no puede pasarles. Así que, acojan en toda ligereza... 

Tomemos un tiempo de Silencio para que mis palabras puedan impregnarse en ustedes...

[Silencio]

Su Eternidad se revela a ustedes. ¿Van entonces a permitir que se presente, la dejarán que festeje, danzarán con ella? ¿O al contrario buscarán de evaluar, tratarán de juzgar lo que es bueno o menos bueno para su Eternidad?

Se les ruego, echen fuera todas las imágenes, las representaciones que han podido hacerse  sobre su Eternidad, de la Luz, y lo que hayan podido imaginar, ya que esto será mucho más grande.

Su único trabajo, se podría decir, es alcanzar su Eternidad, es hora de dejar hacer. No un  dejar hacer que se extrae del movimiento, sino un dejar hacer que sigue el movimiento, que no busca anticiparlo, que no busca frenarlo, que danza simplemente con él.

Pase lo que pase ahora, disfruten de cada momento para vivir esta Infancia, esta Infancia  Interior no tiene nada que ver con tratar de imitar a los niños a su alrededor. Porque no es imitado lo que ven con su mirada externa, que ustedes pueden posesionarse de la mirada interior de la Infancia... El es benévolo, se sorprende de todo, siente curiosidad por todo, tiene deseo de descubrir.

¿Quieren descubrir su Eternidad? ¿Quieren dejarse mover por la Gracia? ¿Quieren ustedes que la Gracia accione cada uno de sus movimientos, cada pensamiento? Si es así, déjenla actuar y véanla, maravillados.

Les propongo de nuevo, un momento de Silencio...

[Silencio]

Recibir el Silencio es también una virtud de la Infancia. El Silencio está lejos de ser un vacío que hay que apurarse a llenar. El Silencio es una densidad, que contiene todas las verdades. Así que acojan el Silencio, como lo haría un niño...

[Silencio]

Les fue dicho muchas veces que no pueden llevarse nada a la Eternidad. Así que sugiero que depositen ahora, en nuestro espacio, todas las creencias, todas las convicciones, que hacen de ustedes esta persona.

Ustedes nunca han nacido...

Ustedes no son ni un hombre ni una mujer...

Miren con su mirada de niño, este nuevo espacio: la Eternidad... que se presenta desde que abandonan lo que ustedes creen...

Se ha dicho que lo que ustedes tienen los tiene. Entonces, ¿están listos para soltar todo, para poder abrazar lo que son?

[Silencio]

Si se fijan en el tiempo que se presenta a ustedes ahora con esta vigilancia, ligera, de la Infancia, con Humildad y Simplicidad, entonces no habrá ninguna otra salida que el rencuentro con su Eternidad.

Yo estaré ahí, a cada uno de sus pasos, como siempre estoy. No duden en llamarme, no duden en pedirme sostenerlos, como una madre sostiene a su hijo.

He aquí, queridos hermanos y hermanas, el mensaje de Amor, el mensaje de esperanza, el  mensaje de certeza que quería compartir con ustedes.

Les propongo permanecer juntos durante algún tiempo, para comulgar en el Corazón del Uno.

Muchos Seres de Luz se unen a mí, se unen a nosotros en este espacio de Comunión, particularmente Uriel, que obra de manera determinante en este período.

[Silencio - Comunión]

Queridos hermanos y hermanas, Teresita ha estado encantada de este momento compartido con ustedes. Les deseo un buen mes de octubre, y les digo hasta muy pronto.

Transmitido por Aire.
 
 



Este mensaje puede ser copiado y difundido siempre y cuando se conserven intactos los textos dando crédito al autor y al traductor, publicando sus fuentes de origen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada